Reglas del juego

En la primera estrofa, los niños se vuelven tan pequeños como lo posible. En la segunda estrofa, sacan las manos para representar los cuernos.